Atras


ALGO SOBRE EL FARAÓN DE TEXCOCO
Por: Pedro Julio Jiménez Villaseñor.
Fotografía del Autor
Fecha:
2018-07-27 18:39:50

Fueron hermanos de Silverio Pérez Gutiérrez, Enrique, Armando conocido como “Carmelo”, Pedro, Concha, les siguió don Silverio, Aurora, Ignacio, Wenceslao y Alberto. Fallecieron muy jóvenes, el mayor, Pedro y Wenceslao. Su padre -don Alberto- falleció en 1923 cuando el futuro “Faraón” contaba con solo 8 años, su señora madre -doña Concepción- seis años después, esto obligó a “Carmelo” a velar por sus hermanitos cuando solo contaba con 15 años. Situación que duró pocos años ya que la muerte lo sorprende por España -18 de octubre del año 31- a consecuencia de las heridas que le había, años antes, causado “Michín”, el astado de San Diego de los Padres, el 17 de noviembre de 1929 en el Toreo de La Condesa, alternando con Antonio Márquez y Pepe Ortiz el 8 de octubre de 1931.

Los secretos de sabrosa preparación de barbacoa la habían heredado de don Alberto, así, cocinándola, subsistían los jovencitos mientras el hermano mayor hacia campaña por España, la tierra que veía a un “Carmelo” con la salud muy deteriorada a consecuencia de la cornada descrita, por cierto, viaje que se había recomendado por los facultativos no hacer, físicamente no estaba bien del todo, debería de tener muchos cuidados. Sin embargo, el 4 de junio de ese mismo año, confirma su alternativa en Madrid de manos de Manuel Jiménez “Chicuelo” ante el testimonio de Domingo Ortega, el astado de la ceremonia se llamó “Presidente” de la ganadería de don Juan Terrones. Las pasadas heridas seguían causándole infinidad de molestias y debe de ser intervenido quirúrgicamente apreciándole una fistula declarándosele una grave pleuresía, la misma que lo llevó a la tumba el 18 de octubre siguiente.

Al llegar el cuerpo de Armando a suelo mexicano, se dice, es cuando don Silverio menciona a Luis Peláez que él será torero… Por cierto que.

El ataúd se había registrado conteniendo el cadáver de “Carmelo”, en ningún papel aparecía el nombre de Armando y el joven hermano, en la compañía de Eduardo Montaño, y el mismo Peláez, es que tardan más de 48 horas en arreglar el burocrático papeleo oficial con la corrección/aclaración y solo así llevarse a casa el cuerpo del espada caído.

Esto nos da que Silverio tenía escasos 16 años ya que vio la luz primera el 20 de junio de 1915. Cierto día lo invitaron a participar en un festival taurino que se efectuaba en “El Toreo”, alternando con Severiano González y Anselmo García Barrera. A Silverio lo anunciaban como “Carmelo II” lo cual, como era de imaginar, llamó la atención de la afición. El resultado fue destrozo, su primer petardo.

Don Félix López “Jarameño”, periodista de Puebla, con buen ojo clínico, le anuncio en Puebla y ahí sumó otro fracaso. De lunes a sábado continuaba ayudando a preparar la casera barbacoa y la transportaba en un camión bautizado como “Río Frio” al cual le agregó cajones para transportar en su momento ganado bravo, esto me lo comentó don Leopoldo Ramos “El Ahijado del Matadero” con quien llevaba sana amistad desde años atrás. Más adelante…

En la llamada Angelópolis Antonio Casillas daba un festejo, antes del inicio se daba el desaparecido “Toro de 11”, ahí surgió la oportunidad para que el texcocano luciera en plenitud y las puertas comenzaron a abrírsele.

Jorge Canales “El Gordo”, su fiel amigo y acompañante, debuta -el 23 de abril de 1933- conduciendo el auto que les llevaría, y lo seguiría haciendo por siempre, a San Antonio Acapuluác donde vestiría por primera ves el vestido de luces lidiando novillos de Atenco, esta tarde hubo otro debut, el salir a hombros como después se le vio infinidad de ocasiones en muchos cosos nacionales.

En 1935 viaja a España debutando en la plaza de toros de Tetuán el 1o. de mayo de ese año alternando con: Liborio Ruíz, Bonifacio Fresnillo “Varelita Chico”, y con un tal Ángel Rodríguez “Manolete”, que efectivamente se trataba del “Manolete” real, lo de Ángel fue un error de imprenta. Suele suceder y no hay mayor problema.

Pero su paso por la península ibérica no fue el deseado, las cosas no le rodaron como todos hubieran pensado y ansiado, los nervios le atacaron de tal manera que inventó ver doble y así retornar con los suyos. Ocioso es decir que aquí en México fue un verdadero ídolo a pesar de la terrible cornada que el punteño “Zapatero” le infirió, tarde donde alternaba junto a Luis Castro “El Soldado” y Carlos Arruza. El parte médico decía lo siguiente…

El parte Médico decía: “Herida en la región inguiloestrafrontal derecha, con exteriorización de testículo, presentando tres trayectorias: Una hacia arriba que llega hasta la fosa iliaca externa interesando la piel, tejido celular subcutáneo, aponeurosis, desgarrando los músculos y el tejido celular subperitoneal. La segunda hacia afuera, que llega a la cara externa del muslo y la tercera, que llega al tercio medio del muslo interesando tejido celular subcutáneo y aponeurosis y fibras musculares con 22 cts. de extensión. De no presentarse complicaciones, tardará en sanar 45 días. Firmaban: Dr. Ibarra, Rojo de la Vega, y Herrera Garduño.

Hemos sustraído las fichas taurinas de varios informantes, a continuación, damos los datos de la vida política de este excelente hombre que se fue de la profesión el 1ro. dé marzo de 1953 en la plaza México y con todos los honores.

En 1951. Síndico Procurador de Texcoco.

De 1955 a 1957. Presidente de la Junta de Mejoras Materiales del Municipio. Se reconstruyó la carretera México-Texcoco.

De 1958 a 1960. Presidente Municipal de Texcoco.

De 1961 a 1963. Diputado Federal, cargo que no disfrutó mucho por no contar con un presupuesto que le permitiera seguir haciendo obras de beneficio para Texcoco.

De 1967 a 1967. Presidente Municipal por segunda ocasión.

Posteriormente fue nombrado Coordinar de Desarrollo Agrícola y Ganadero del Estado de México.

De 1967 a 1969. Presidente Municipal por tercera ocasión.

He insinuado líneas arriba que don Silverio fue un diestro que movió multitudes, agitó, conmovió y sacudió niveles sociales de todo tipo, uno de ellos, ya conocido, fue la música, a continuación dos muestras de ello.

Agustín Lara le cantó…

-Mirando torear a Silverio me ha salido de muy dentro lo gitano de un cantar.
Con la garganta sequita, muy sequita la garganta seca de tanto gritar.
Silverio, Silverio Pérez, diamante del redondel
Tormento de las mujeres
A ver quién puede con él.
Silverio, torero estrella el príncipe milagro de la fiesta más bella.
Carmelo que está en el cielo, se asoma verte torear.
Monarca del trincherazo, torero torerazo, azteca y español Silverio cuando toreas no cambio por un trono, mi barrera de sol”.-

El 13 de febrero de 1944 en la Plaza de Toros de El Toreo tarde de sangre, “Zapatero” estaba en el ruedo. Veamos lo sucedido por medio de la composición que le dedica Graciela Olmos, “La Bandida”, famosa rectora de burdeles de aquellos años impresionada por la tremenda cornada canta lo siguiente… Por cierto también compositora de “Siete Leguas” y “La Enramada” entre otras.

No olvido
Ese 13 de febrero cuando el toro “Zapatero”
En sus astas te prendió.
Silverio, después de esa gran faena
Tu cuerpo rodó en la arena
Con tu sangre se empapó.
Silverio, que tristeza se veía y la multitud decía
Silverio, Silverio como admiramos, tu arte y gran valor.
Luchaste en las astas del burel y apareció tú traje
Como espléndido clavel
Silverio, era angustia en los tendidos
Se escuchaban tus quejidos
Y lloramos tu dolor.
Silverio, cuanto deja la alegría
Torre de la torería
Silverio, como admiramos tu arte y gran valor.
Saliste, de la plaza como pocos
Gran torero de Texcoco
Ídolo de la afición.
Silverio, que angustia en los tendidos
Se escuchaban tus quejidos
Y lloramos tu dolor.
Silverio, cuanto deja la alegría
Torre de la torería
Silverio como admiramos
Tu arte y gran valor”.-

Ya tendremos la oportunidad de seguir con los comentarios de este sui generis espada, la faena a “Tanguito”, el bolillo con “Cantinflas” y varias cosas más. La vida de don Silverio da para muchos más escritos.
… Nos Vemos.

 
   

Noticiero Taurino

Noticiero Taurino

 
   

Noticiero Taurino

 
   

Noticiero Taurino

 
   

Noticiero Taurino