18 junio, 2021

RECORDANDO LA FERIA DE ABRIL DE SEVILLA DEL 2009: POCOS TRIUNFOS Y UN FRACASO GANADERO…

9ª parte… Juan José Padilla… El último triunfo en la feria lo consiguió Juan José Padilla con el quinto toro de Miura, un imponente animal, que embestía con temple y casta.

9ª parte… Juan José Padilla… El último triunfo en la feria lo consiguió Juan José Padilla con el quinto toro de Miura, un imponente animal, que embestía con temple y casta. El jerezano o soñó con el toro o lo vio antes que nadie, pues sin pensarlo mucho lo recibió con cuatro largas cambiadas, yendo desde las tablas hasta los medios. Siguió con unos buenos lances rematados con tres ajustadas medias verónicas. Entonces, oyó una cerrada ovación. Padilla no dejó que el fuego se apagara al poner tres emocionantes pares de banderillas, sobresaliendo el del violín, y al completar el tercio la ovación se recrudeció. Con la muleta no fue el Padilla arrollador y movido, sino un gran maestro que desarrollaba la faena con gran técnica e inteligencia lidiadora, a la vez que toreaba con clase, armonía y temple. Cobró una estocada corta y se llevó una de las orejas de más mérito otorgadas en la feria, pues aunque el toro era manejable, un ‘miura’ impone y nunca deja completamente de ser un animal de ese encaste. Este fue el único trofeo otorgado esa tarde final de la feria, pues “El Fandi” fue solamente ovacionado y Valverde silenciado tanto al terminar con el titular ‘miura’ como al rematar el imponente sobrero “El Serrano”, que por el peligro parecía un legendario ‘miura’. Silencio oyó también Padilla en su primero, pues lo bueno que consiguió hacerle al soso enemigo se difuminó con el mal uso de los aceros. En general, el encierro miureño careció de casta y estuvo escaso de fuerzas… Sobre otros diestros que de una manera u otra destacaron… Para concluir con estas memorias de la Feria de Abril 2009 de Sevilla haré algunos muy breves comentarios sobre las actuaciones de algunos diestros que estuvieron a punto de obtener y de otros que no estuvieron cerca de conseguirlo… “El Cordobés” y Miguel Abellán estuvieron muy cerca de salir de la Maestranza con orejas en su haber. Los dos tuvieron fuertes peticiones de orejas y al no ser concedidas, “El Cordobés” decidió no dar las vueltas al ruedo que le pedían mientras que el madrileño dio una celebrada vuelta al anillo. El Abellán casi triunfa haciendo un toreo clásico y serio mientras que Manuel Díaz por poco lo consigue, atreviéndose a ejecutar abiertamente por primera vez en el ruedo maestrante el toreo más populista que es capaz de hacer, incluyendo cabezazos y los saltos de la rana… De las figuras, Enrique Ponce y Sebastián Castella pasaron por Sevilla sin hacer mucho ruido. La falta de triunfos puede atribuírseles a las deficiencias de los toros que el tocaron en suerte, pues con ellos ambos intentaron hacer algo significante. Aunque en una tarde estuvo apunto de cortar un trofeo, “El Cid” ha salido mal parado de la feria sevillana, pues no ha dado ni siquiera una vuelta al ruedo en tres presentaciones. Además, en el ciclo se establecía una competencia abierta con Morante en la corrida del mano a mano y otra implícita durante el ciclo, pues ambos sevillanos como ejes del abono toreaban el mismo número de festejos. Los resultados han favorecido al de la Puebla… Francisco Rivera Ordóñez estuvo valiente y voluntarioso con el primero de sus toros y fue cogido dramáticamente al entrarlo a matar, permaneciendo unos interminables instantes prendido de los pitones. Por la mente nos pasó el recuerdo del trágico fin de su padre en Pozoblanco. Afortunadamente el mal fue solamente las molestias de la paliza… Antonio Ferrera y “El Fandi”, cada uno actuando separadamente han ofrecido un gran espectáculo en los tercios de banderillas, aunque luego con muleta y espada no remataran triunfalmente sus actuaciones… Antonio Nazaré tomó la alternativa de manos de Enrique Ponce con “Morante” de testigo, lidiando toros de “Juan Pedro Domecq” y con la suerte en contra dijo poco en esa importante efeméride… En la parte negativa se debe señalar las malas actuaciones de los diestros “Finito de Córdoba” y Javier Conde, quienes han sido los únicos diestros que han mostrado el no hacer un esfuerzo por salir airoso en sus únicas actuaciones en el ciclo ferial. Ambo también fueron los únicos espadas que abandonaron el ruedo bajo las protestas de los espectadores, especialmente el malagueño que tuvo que protegerse de la lluvia de almohadillas que le arrojaban desde los tendidos.

Deja un comentario