15 junio, 2021

INDULTO DE VICTOR PUERTO Y TOREO CARO DE SANCHEZ PUERTO.

Tío y sobrino salieron hoy en hombros del coso de Bolaños de Calatrava en un festejo benéfico a favor de la “Asociación de Esclerosis Múltiple” de Ciudad Real

Tío y sobrino salieron hoy en hombros del coso de Bolaños de Calatrava en un festejo benéfico a favor de la “Asociación de Esclerosis Múltiple” de Ciudad Real y que contó con la buena respuesta del público a pesar de ser televisado el festejo por Castilla La Mancha… Antonio Sánchez Puerto, el tío, verde botella y oro. En su primero un toro muy flojo que rodó sus huesos por tierra reiteradas veces, incluso antes de ser picado, llegó a la muleta con las fuerzas justas y Antonio lo embarco y templo a media altura al principio y sometiéndolo bien por bajo, temple, arte y muchos sabor a toreo añejo del bueno, con muletazos largos, distintos a la vorágine torería de hoy en día, el publico capto ese pellizco y salieron los ole de verdad y de muy dentro, la espada hizo el resto, dos orejas a ley. En su segundo, que se quedo crudo en varas, Antonio estuvo desconfiado y a la defensiva, vamos que no quiso saber nada, silencio y basta, en el quinto estuvo dubitativo hasta que se entero que había boyantilla y nobleza pero ya era tarde, esta tarde ya estaba superada y con nota después de tanto tiempo de inactividad, La plaza de Bolaños parece ser la talismán para los Puerto, salida apoteósica en hombros… Víctor Puerto, de salmón y azabache. Reaparecía y se le nota la falta de actividad delante del toro. lo evidencio en su primero un manso rajado al que el diestro le corto o que pudo, en cercanías y tablas, una oreja benévola, en el sexto un “toro, toro”, Víctor no se llegó a acoplar y además fallo a espadas escuchando dos avisos. El que hacia cuarto fue otra historia, aquellas de las llamadas hoy “indultitos”, que no es otra cosa que dar muchos y muchos pases a un animal que se va arriba por casta y mal entendida bravura, pues “Fisgón”, que se llamaba el bicho, huyó literalmente del caballo y la mayoría de la faena fue en terreno de chiqueros, pero Víctor le dio un recital de pases muchos y muchos, despegados, otros con mando y variedad, faroles, trincheras y un largo etc. por enumerar con sus miradas y la complicidad del publico se libro de entrar a matar con lo que cuesta eso, sonó el aviso y la plaza enfureció a favor de perdonar la vida al bicho, que dicho sea de paso tenia dos pitoncitos o brochitas, vamos que yo no me voy a negar al indulto antirreglamentario y menos en mi localidad , todo sea por la cabaña brava y por el torero, después de tanto tiempo inactivo, ojala y le sirva para volver a verlo en carteles de tronío como en su día lo estuvo… Enhorabuena a la familia Puerto y a la “Asociación de Esclerosis Múltiple” de Ciudad Real.

Deja un comentario