17 septiembre, 2021

LOS CONTRADICTORIOS DICHOS Y VÍCTOR MORA.

“Quien madruga, Dios lo ayuda”, dice un conocido dicho, creo nativo de México, el otro es, “No por mucho madrugar amanece mas temprano”.

“Quien madruga, Dios lo ayuda”, dice un conocido dicho, creo nativo de México, el otro es, “No por mucho madrugar amanece mas temprano”. Ambos suenan bonitos y los aprovechamos según nos convenga, pero hay realidades taurinas muy semejantemente contradictorias como los mismos, veamos solo una muy cortita… Tenemos toreros que “le madrugan” a las empresas cortando orejas en tardes y cosos importantes, caso concreto Víctor Mora, y la verdad es que jamás “les amanece”… No entiendo el porque los empresarios mexicanos no acaban de reventar a los prospectos… ¡mexicanos!, de dejarlos listos para una transparente competencia entre ellos y de pasadita que den batalla a los extranjeros, al parecer no ando tan errado en mi apreciación de que los organizadores le temen a los triunfadores… Víctor a estado bien en muchas plazas, se ha zumbado lo que sale por toriles, en plazas de primera, de segunda, de tercera, en tercia, en carteles de seis toreros, en encerrona y no se nota le tomen muy en serio… Incógnitas y dudas del porque lo tienen en el sótano y aun así le quieren ver mas abajo, él hace lo suyo y lo ha hecho bien, no puedo ni me animó a sospechar que pueda ser su carácter el que le este afectando, no hay porque sospecharlo pero algo esta pasando, “el mal del escritorio” puede acabar con un buen torero como ya lo hemos visto, nada nuevo, nada de ese otro cuento… “Ahora se están muriendo gentes que antes no lo hacían”… ¿Cuántos toreros se habrán ido inéditos?… Nos Vemos.

Deja un comentario