16 junio, 2021

RESUMEN DE LA FERIA DEL SEÑOR DEL GRAN PODER-2009 DE QUITO, ECUADOR.

Nota: Con la intención de que el lector tenga un concepto general de los resultados de algunas ferias sudamericanas de la temporada invernal taurina del 2009-2010, resumo lo más relevante sucedido en el abono de esas ferias.

Nota: Con la intención de que el lector tenga un concepto general de los resultados de algunas ferias sudamericanas de la temporada invernal taurina del 2009-2010, resumo lo más relevante sucedido en el abono de esas ferias.
Mi método es simple, primero hago algunos comentarios generales sobre el abono de la feria. Luego, añado una lista con los carteles, mostrando los resultados de toros y toreros en forma de reseña, según los datos obtenidos de la prensa que aparecen en el Internet. A continuación menciono cualquier acontecimiento importante relacionado con el abono ferial como las condiciones del ganado lidiado y el resultado económico, basado en la asistencia de público a la plaza. Finalmente, comento algo más detenidamente sobre los diestros que han conseguido sobresalir en sus actuaciones y, además, en un anexo informo sobre los premios que pudieran haber sido concedidos a los triunfadores de la feria por las instituciones locales.
Advierto que trato de moderar mis opiniones particulares sobre las actuaciones de los toreros, ya que estos resúmenes están basados en la información difundida por los medios de comunicación. Sin embargo, las muchas imágenes, videos, e incluso de retrasmisiones televisivas de corridas, que ahora pueden verse en la pantalla chica del Internet, me ayudan tremendamente para escribir con más apreciación los resúmenes de las ferias.
SOBRE LA FERIA Y EL ABONO DE LA FERIA DEL SEÑOR DEL GRAN PODER-2009.
La Feria del Señor del Gran Poder de Quito el domingo 6 de diciembre del 2009 ha cumplido ya cuarenta y nueve años de su existencia.
Esta feria quiteña tiene sus raíces en unas cortas y modestas temporadas que se celebraban en la antigua Plaza de las Arenas en los años cincuenta durante el mes diciembre, coincidiendo con las fiestas que conmemoraban la fundación de la ciudad de Quito (vea LA TAUROMAQUIA ECUATORIANA VISTA POR UN PROTAGONISTA). La feria actual nació sin grandes pretensiones al inaugurarse la Plaza de Toros de Iñaquito en 1960. No obstante, año tras año la feria ha ido creciendo en importancia hasta convertirse en una de las ferias más importante, típicas y populares de la temporada invernal Sudamericana.
El abono ferial cuenta generalmente con cerca de una decena de festejos, en cuyos carteles aparecen anunciados las principales figuras del momento. Una peculiaridad de esos festejos es que comienzan al mediodía, para evitar las tardes lluviosas que caracterizan el clima local.
La edición de la Feria del Señor del Gran Poder-2009 comenzó el sábado 28 de noviembre y se cerró el domingo 6 de diciembre, y durante esas fechas se dieron seis corridas de toros, dos novilladas y un festival.
En las seis corridas de toros actuaron catorce matadores, siete españoles, cuatro ecuatorianos, más un francés, un colombiano y un mexicano. Solamente los españoles “El Juli” y “El Fandi”, el francés Castella y el ecuatoriano Guillermo Albán hicieron dobletes, más el novillero local Álvaro Samper que toreó en la novillada de su despedida y en la corrida de su alternativa, mientras el resto de los diestros actuaron solo en una corrida, y algunos de ellos también formaron el cartel del festival. Los carteles de las dos novilladas mixtas estaban reforzados por la presencia en ambas combinaciones del rejoneador español Álvaro Montes, quien también actuó en el festival. La mayor atracción del abono la constituía la presencia de José Tomás que por vez primera desde su reaparición pisaba el ruedo de la plaza de Iñaquito. Durante el ciclo confirmaron la alternativa Luís Bolívar y Rubén Pinar, mientras que Luís Francisco Esplá se despidió de la afición ecuatoriana. “Morante de la Puebla” que estaba anunciado en el abono tuvo que ser sustituido por estar lesionado.
Los resultados: Carteles y comentarios.
Continuaré este resumen primero anotando los carteles de los nueve festejos con los resultados en forma de breves reseñas, según se informó en la prensa, para que el lector compruebe como el público evaluó las actuaciones de los protagonistas. Luego, haré algunos comentarios, primero sobre los resultados económicos y los resultados generales de las novilladas y el festival, para concluir diciendo algo más específico sobre los matadores triunfadores, y sobre otros diestros que, sin obtener trofeos, destacaron en sus actuaciones. Además añadiré un apéndice anotando los ganadores de los diferentes premios otorgados por algunas instituciones.
CARTELES CON RESEÑAS.
Las siguientes son las breves reseñas de los nueve festejos de la Feria del Señor del Gran Poder:
Sábado 28 de noviembre. 1ª de Feria. Toros de “Trinidad” (desiguales de presentación y de poco juego; el mejor el 1º) para Guillermo Albán (silencio; silencio), “El Fandi” (silencio; ovación) y Rubén Pinar, que confirmaba alternativa, (vuelta; silencio). Entrada: 3/4.
Domingo 29 de noviembre. 2º festejo de Feria; novillada mixta. Novillos de “Mirafuente” (de juego desigual; los mejores fueron el noble 2º y el bravo 6º) para el rejoneador Álvaro Montes (ovación; dos orejas; salida a hombros) y los novilleros Álvaro Samper que se despedía como novillero (oreja; silencio) y Javier Cortés (silencio; silencio). Entrada: 3/4.
Lunes 30 de noviembre. 3ª de Feria. Toros de “Vistahermosa” (desiguales de juego) para “El Fandi” (oreja; ovación), Sebastián Castella (ovación; dos orejas; salida a hombros) y Álvaro Samper, que tomaba la alternativa (vuelta; palmas). Entrada: lleno.
Martes 1 de diciembre. 4ª de Feria. Toros de “Peñas Blancas”,1º y 6º, y cuatro de “Santa Coloma” (deslucidos en general) para Uceda Leal (saludos; silencio), Antonio Barrera (vuelta tras petición; vuelta) y Martín Campuzano (silencio; silencio). Entrada: 3/4.
Miércoles 2 de diciembre. 5ª de Feria. Festival. Dos novillos de “Vistahermosa”, dos de “Triana”, uno de “Huagrahuasi” y otro “Mirafuente” (de juego variado, sobresaliendo el 6º, de “Vistahermosa”, al que se premió con vuelta al ruedo) para el rejoneador Álvaro Montes (ovación) y los diestros “El Juli” (oreja), Sebastián Castella (oreja), Diego Rivas (oreja), Joselito Adame (dos orejas; salida a hombros) y Martín Campuzano (dos orejas; salida a hombros). Entrada: lleno.
Jueves 3 de diciembre. 6ª de Feria. Tres toros de “Huagrahuasi”, 2º, 3º y 4º, y tres de “Triana” (con dificultades para los lidiadores) para Luis Francisco Esplá, despedida de la afición ecuatoriana, (saludos; saludos) y José Tomás (saludos; saludos) para Diego Rivas (silencio tras aviso; silencio). Entrada: lleno.
Viernes 4 de diciembre. 7ª de Feria. Cinco toros de “Triana” y uno de “Huagrahuasi”, el 6º, (el noble y bravo 2º fue indultado) para “El Juli” (silencio; silencio), Sebastián Castella (dos orejas y rabo simbólicos; ovación; salida a hombros) y Luís Bolívar, que confirmaba alternativa, (oreja; oreja; salida a hombros). Entrada: lleno.
Sábado 5 de diciembre. 8ª de Feria. Dos novillos de “Trinidad”, 1º y 5º, y cuatro de “Concepción” (manejables en general, al 2º de la “Concepción” se le dio la vuelta al ruedo) para los novilleros Fernando Tendero (herido por su primero al entrar a matar) y Juan Francisco Almeida (silencio en el primer toro que mató por Tendero; oreja; silencio tras aviso; silencio) y para el rejoneador Álvaro Montes (silencio; vuelta) Entrada: lleno.
Domingo 6 de diciembre. 9ª y última de feria. Toros de “Huagruasi, 1º, “Mirafuente”, 2º y 5º, “Triana”, 3º y 6º, y “Vistahermosa”, 4º, (de juego variado; bravo el 2º, y el 6º indultado) para “El Juli” (oreja; ovación; dos orejas y rabo simbólicos; salida a hombros), Guillermo Albán (oreja en el único que mató) y Joselito Adame (oreja; vuelta al ruedo). Entrada: lleno.
Por las entradas que aparecen en estas reseñas podemos apreciar que la asistencia a la plaza fue masiva. Los espectadores llenaron la plaza en las corridas de los días 30 de noviembre, 3, 4 y 6 de diciembre, en la segunda novillada y en el festival; y cubrieron tres cuartas partes o más del aforo en los festejos de los días 28 y 29 de noviembre, y en el del 1 de diciembre.
También los datos en las reseñas denotan que en los nueve festejos se concedieron 23 trofeos: 12 orejas y dos rabos en las corridas de toros—incluyendo los trofeos simbólicos, ya que dos toros fueron indultados—, cuatro en las novilladas y siete en el festival. También las reseñas muestran que por cortar dos o más trofeos los matadores Castella—dos veces–, “El Juli” y Bolívar salieron a hombros por la Puerta Grande en los festejos mayores; el rejoneador Álvaro Montes en una novillada; y los diestros Joselito Adame y Martín Campuzano en el festival.
COMENTARIOS.
Resultados del festival.
Con un lleno el miércoles 2 de diciembre se celebró, el ya clásico festival taurino que con fines benéficos ya es un anual acontecimiento en el ciclo ferial. El festejo fue muy entretenido como muestran los resultados, y entre los cinco matadores que componían el cartel sumaron un total de siete trofeos, saliendo dos a hombros. Solamente el caballero Montes que encabezaba el cartel se fue de vacío.
Los máximos a triunfadores fueron el mexicano Joselito Adame y el ecuatoriano Martín Campuzano, quienes cortaron dos orejas y salieron juntos a hombros. A Adame, que vestía de charro, le tocó un buen utrero, con el que después de ejecutarle buenas verónicas y un ajustado quite por chicuelinas, se lució en el segundo tercio, y con la muleta lo toreó con temple en una faena derechista. Completó su hacer con vistosos y emotivos pases de adorno, y afirmó lo hecho con un estoconazo. Dos orejas. Campuzano se encontró con un bravo y repetidor novillo de “Vistahermosa”, para el que se pidió el indulto que, al no ser concedido, fue premiado con una vuelta la anillo. La labor del ecuatoriano tanto con el capote como con la muleta estuvo caracterizada por la entrega y la emotividad, en ella hubo largas cambiadas, comienzo muleril de rodillas, como también algo más clásico, como buenas verónicas, naturales y derechazos. El diestro fue volteado sin consecuencia, y al cobrar una buena estocada también paseó dos trofeos.
Diego Rivas, “El Juli”, Sebastián Castella cortaron una oreja por coleta. Rivas también lidió un buen novillo de “Huagrahuasi”, y lo aprovechó, completándole una faena lucida, rematada con una estocada efectiva que le significó otro trofeo. Por el contrario, “El Juli’ y Castella pecharon con los dos utreros con más dificultades, tantas que ambos diestros fueron volteados. A pesar de ello, los dos espadas hicieron gala de sus conocimientos, valor y facultades para completar buenas faenas, y como usaron los aceros con eficiencia, también pasearon una oreja cada uno. Curiosamente el español y el francés vestían con traje de calle.
Resultados de las novilladas.
El domingo 29 de noviembre se dio la primera novillada mixta de la feria, en la que se despedía como novillero el espada local Álvaro Samper, quien al día siguiente tomaría la alternativa, se presentaba el español Javier Cortés y volvía a Iñaquitos en rejoneador Álvaro Montes. Este fue el triunfador del festejo al desorejar por partida doble al noble novillo de “Mirafuente”, el segundo de su lote, lo que le significó apuntarse en su haber la primera salida a hombros de esta feria. Montes, después de parar al astado con la suerte campera de la garrocha, completó una excelente actuación, mostrando gran control de sus caballerías, y colocando lucidamente rejones de castigo, y banderiíllas. En conjunto, una labor espectacular que al ser rematada con un efectivo rejón de muerte le valió dos orejas. Con su primer utrero, que manseaba en demasía, a la labor del jinete le faltó continuidad. A Samper le tocó en suerte un bravo novillo de “Mirafuente”, al que le hizo una faena con altos y bajos, lucida pero con falta de acople en algunos momentos. Sin embargo al matar pronto se ganó un merecido trofeo. Con el manso segundo solamente pudo estar voluntarioso, sin lograr un notable lucimiento. Fue silenciado. Por otro lado, el novillero madrileño Javier Cortés se fue de la plaza de vacío, aunque por tener momentos muy toreros, dejó una buena impresión en la plaza.
En la novillada del 5 de diciembre se lidió un encierro mixto, compuesto por dos utreros de “Trinidad” y cuatro de “Concepción” que fueron manejables en general, sobresaliendo el noble novillo de la “Concepción” que salió en segundo lugar, para el que sin mucha fundación se pidió el indulto, en cambio, el premio quedó con una merecida vuelta al ruedo. Abrió plaza el novillero español Fernando Tendero, al que le tocó un noble utrero, aunque falto de transmisión. El debutante estuvo muy decidido, completándole una faena intermitente, a la que le restó emoción la sosería del animal. Al entrar a matar fue prendido por el muslo, teniendo que ser llevado a la enfermería antes del animal doblar. En un hospital local fue operado por el cirujano de la plaza de toros, quien emitió un parte médico que decía que Tendero sufría: “Cornada limpia de tres trayectorias en el muslo. Una ascendente y superficial y otras dos de 15 y 20 centímetros”. El novillero ecuatoriano Juan Francisco Almeida, quien junto al rejoneador Álvaro Montes, completaba el cartel, se deshizo del astado del torero herido de mala manera, siendo silenciado. Luego no aprovechó las buenas cualidades del segundo novillo, con el que no se acopló hasta cerca del final de su hacer, cuando calentó a la audiencia con pases circulares y unas apretadas bernardinas, y como mató pronto, le concedieron una oreja. Tampoco se acopló a los otros dos novillos, dejando ver la falta de placeo. Por otro lado, el rejoneador tuvo dos actuaciones que le hubieran podido abrir la Puerta Grande, pues se lució tanto colocando los rejones de castigo como las banderillas largas, cortas y las rosas, pero al fallar reiteradamente con los rejones de muerte, su mejor premio quedó en una vuelta al ruedo.
LOS MATADORES TRIUNFADORES.
Del abono ferial, sin contar el festival, de los catorce matadores solamente seis espadas han salido con un balance positivo al obtener uno o más trofeos. Estos son los agraciados: Castella, con cinco trofeos; “El Juli”, con cuatro, Luís Bolívar con dos; y Albán, “El Fandi” y Adame con un trofeo.
Sebastián Castella.
Castella ha sido el diestro que más trofeos ha obtenido en la feria, al cortar dos orejas en su primera actuación y dos y un rabo simbólicos al indultar a un toro en su segunda presentación, abriendo la Puerta Grande ambas tardes. Además, como ya se ha dicho, cortó una oreja en el festival. En el tercer festejo del ciclo, el francés se enfrentó con dos toros de “Vistahermosa”. Su primero tenía nobleza y su segundo dificultades. A su primero, después de torearlo lucidamente con capote y muleta, ya tenía ganado al menos un trofeo pero, después de una estocada, el repetido uso del descabello, le hizo perderlo. En cambio, al matar de un efectivo volapié a su segundo, el animal más difícil de los dos, paseó un doble trofeo. Su actuación había sido completa y meritoria por hacerla bajo un vendaval, ya que después de meter al astado en la muleta, imponiéndose a sus ásperas arrancadas, se sucedieron series de templados y muy bien ligados naturales y derechazos. Cerró la labor con circulares y espectaculares pases cambiados. El temple, el valor y la firmeza caracterizaron la faena.
También, el diestro francés volvió a triunfar rotundamente en el séptimo festejo de la feria. Lidió dos astados de “Triana”, el quinto manso de solemnidad y el noblote segundo. Con el manso, molestado por el fuerte viento, se jugó el pellejo para sacarle faena, teniendo que recurrir a un emotivo toreo de cercanías que tuvo eco en los tendidos. Hubiera obtenido más recompensas que una fuerte ovación, a no ser que un pinchazo sin soltar y una media, más cuatro descabellos se encargaran de que esto no sucediera. En cambio, la rotundidad de su triunfo la obtuvo con el noble tercer astado, el que fue benévolamente indultado. Así enjuicia el hecho David Izurieta en TOROSENLIBERTAD.COM:
Sebastián Castella firmó lo mejor con una faena al tercero de la tarde, “Gitanito”. Labor de mucha inteligencia, temple y empaque por ambos pitones. Y de mucho mimo, siempre a favor del toro y de su noble pero muy corta embestida. Le pisó los terrenos el francés y lo llevó siempre a media altura, sin forzarle ni atacarle. Faena de larga duración y de mucho calado en los tendidos. De puerta grande por el mérito del torero de Beziers. Pero no de indulto. Porque “Gitanito” estaba muy justo de trapío, fue una sola vez al caballo para simular una suerte de varas de medio puyazo… Porque en las banderillas demostró que no tenía recorrido…Y porque a la muleta llegó muy justo de fuerza y de emotividad. Castella volvió a “inventarse” un toro y esta vez hasta se lo indultaron. Decisión errónea…Si sumamos que la petición fue minoritaria y tibia por parte del respetable, mayormente enfocada para que Castella toreara más, el panorama se ensombrece más… Dos orejas y rabo simbólicos para Castella.
Julián López “El Juli”.
“El Juli” actuó en dos corridas, en la séptima y en la última de la feria, más en el festival. En el festival cortó una oreja, estando muy decidido con un novillo con dificultades, y en su primera corrida también se enfrentó con dos toros de “Triana”, aun más desagradecidos que el utrero del festival. El lucimiento era casi imposible, así que Julián tuvo que conformarse con lidiarlos con firmeza y maestría. Fue silenciado al retirarse al callejón después de mandar a mejor mundo a sus oponentes. Se le iba la feria al ya veterano maestro, pero el domingo, después de cortarle una oreja a su primer toro, y de cumplir con su segundo, se encontró con el noble sexto toro que lucia el hierro de “Triana”, y que le partencia a Guillermo Albán, quien

Deja un comentario