19 junio, 2021

EL GRANADINO ENRIQUE TOCO PELO EN UNO DE REGALO. TARDE DE ÉXITO PARA ALEJANDRO LÓPEZ, CORTANDO UNA OREJA DE PESO.

Que buena novillada de Celia Barbabosa, novillos bravos, para toreros con técnica y sitio, salvo el lote del granadino, que fue complicado, pero en términos generales, solo con los problemas propios genera la bravura.
Fueron 3 las presentaciones que vimos ayer en el coso San Marcos, en una tarde radiante, sin viento, que dejo a los toreros andar sin las complicaciones que este produce.

Que buena novillada de Celia Barbabosa, novillos bravos, para toreros con técnica y sitio, salvo el lote del granadino, que fue complicado, pero en términos generales, solo con los problemas propios genera la bravura.
Fueron 3 las presentaciones que vimos ayer en el coso San Marcos, en una tarde radiante, sin viento, que dejo a los toreros andar sin las complicaciones que este produce.
Han debutando en esta plaza Alejandro Enríquez de azul pavo y oro (al tercio, silencio y oreja en el de regalo). Alejandro López de verde botella y oro (al tercio y oreja), cerrando la tercia el tlaxcalteca Oscar Amador, pésimamente vestido de marino y catafalco, como un peón mas (al tercio y silencio).
El primer espada fue el granadino Alejandro Enríquez, con mayor bagaje que su alternante, al haber ya comparecido en las plazas de mayor jerarquía de España, enfrentándose en primer termino a un novillo nada potable, corto y que siempre se quedo en los cuartos traseros, volviendo con violencia sobre la humanidad el torero, sin embargo, le extrajo buenos pases a base de su firmeza y depurada técnica. Mato dando el pecho en una limpia ejecución, para saludar en los tercios.
A la cuesta arriba comenzó su intervención con su segundo, un novillo muy complicado, corto y metiéndose por ambos lados, peligrosamente. Después del segundo tercio, brindó la lidia y muerte de su enemigo al periodista Pedro Julio Jiménez, en agradecimiento a su invaluable apoyo, empezando su trasteo con mucha firmeza, aguantando sobrando al pésimo ejemplar, el lunar del encierro, siendo finalmente infructuosos sus empeños, a pesar de sus deseos, alargando un tanto la faena. Al final conquisto algunas series de estupenda factura con pases sobre la diestra que le fueron coreados. Mato de una punzadura y estocada. Silencio.
Obsequió el sobrero de la misma procedencia, bravo y con calidad, al que le hizo una faena muy entendida, haciendo gala de su experiencia, en ocasiones sin estar a la altura, pero es comprensible al no estar puesto con el toro mexicano. Le llego con fuerza al público al que mantuvo metido en su interesante faena, donde la experiencia y actitud le saco adelante.
Había expectación por ver la presentación de Alejandro López, y sobre todo, existían dudas sobre si se le estaba adelantando o no contaría con los recursos para responder a tan importante paso, y la verdad, bueno, creo que ha pasado la asignatura con cierta solvencia. Se trata de un novillero con afición, con valor, que intenta muchas cosas, quizá un poco carente de la actitud que todo novillero nuevo debe contar, mostrar con mas enjundia esos deseos, ir a por todas y no perder la mas mínima oportunidad de lucirse. Se entiende, que esta verde, pero dentro de ese verdor se esconce un joven que manifiesta su afición, en una muy especial manera de hacerlo. Con su primero cubrió el segundo tercio invitando a dos excelentes rehileteros, los subalternos Gustavo Campos y a Felipe Frausto, dando mucha ventaja a sus alternantes, y el resultado no es hizo esperar, pero el rasgo de hacerlo es digno de encomio. Después se fue a parar con las zapatillas metidas en la montera, iniciando su faena, mas quieto que un árbol, ligando seis pases estatuarios sin pestañear, como un prologo destacado a lo que suponíamos seria una faena cumbre. Frente a el, tuvo un novillo potable al que le aprovecho algunas embestidas, claro, con las naturales carencias de un principiante, pero con valor y el respaldo del publico. Mato de una estocada baja y salió al tercio.
Con el otro, muy acicateado por Luís Fernando Sánchez, quien ahora le acompaña, se sacudió un poco su habitual estilo, desde los afarolados de inicio, hasta los pases de rodillas en que le fue andando a su enemigo, del tercio a los medios, donde se estiro en su toreo con la muleta, con variedad y buen gusto, en los redondos cuyas series fueron bien rematadas, bajo el marco musical del paso doble de José Tomas, evocando al ídolo aun varado en el dique seco, mientras el muchacho frente a un novillo aculado en tablas, continuaba en sus deseos por triunfar con clamor. Pero un novillo que durante la mayor parte de su lidia, denoto mucha calidad y se despaso dejando torear a López sin mayores contratiempos. Mato de pinchazo y estocada desprendida, surgiendo ruidosa petición de una oreja que al final se le concedió.
También existía interés por ver la presentación de Oscar Amador, por sus triunfos importantes en otras plazas, incluso, denominado como el máximo triunfador de Arroyo, placita donde se le ha dado mucha seriedad y respeto a la fiesta. Pues bien, si contar con la materia prima adecuada en su presentación, supo salir avante con la apoyatura de su técnica y lo toreado que esta, aplicarse para torear sin precipitaciones ni revolucionándose a su primero, un novillo al que había que hacerle muy bien las cosas estando muy firme, porque de contario, estaba muy pendiente de los muslos del torero. Mas como le hiciera las cosas muy despacio llevándole muy embebido en la muleta, ligo pases de valía que le fueron reconocidos. De estocada muy delantera, liquido al novillo, acabando por saludar en el tercio.
Con el ultimo de lo ordinario de la lidia, cuya muerte por cierto brindo a Octavio García “El Payo”, quien se ha llevado un impresionante y ruidoso repudio del respetable, no sabemos porque esa respuesta tan inesperada, que ha influido, que ha hecho, o mas bien, que no ha hecho. Total, que acre situación, mientras el tlaxcalteca intentaba en el ruedo someter a un novillo con bravura seca, que por momentos se manifestó con temperamento, que a la menor equivocación buscaba herir, por esa bravura emocionante con bastante transmisión de peligro. Lo tumbo de un horripilante golletazo haciendo guardia, y una estocada entera. Silencio.
La empresa anuncia para el domingo entrante su quinto festejo, con la participación de Antonio Galindo, el español ya conocido Luís Gerpe y Ricardo Frausto a quien lleva El Quitos, con novillos de La Alianza.
Incidencias.
Se desmontero Gustavo Campos en el cuarto, por un excelente cuarteo. Gran puyazo de Héctor Cobos.

Deja un comentario