24 julio, 2021

ONCEAVA CORRIDA DE FERIA EN SAN MARCOS… URGE, A “EL CUATE” ESPINOSA HAY QUE DARLE TOROS.

LO DICHO por todos, México tiene excelentes toreros jóvenes que no han sido debidamente aprovechados, hoy lo vimos con el norteño Alberto Espinosa, mellizo de Enrique también matador de toros. Agradable ver la actitud de este hombre que se ha jugado la vida en su lote y si mal no estoy, hoy en su debut, ha caído de pie ante los pocos verdaderos aficionados que se mezclaron con casi siete mil asistentes en busca de pachanga, incluido el juez de plaza que descaradamente ha regalado un apéndice a Ignacio Garibay.

LO DICHO por todos, México tiene excelentes toreros jóvenes que no han sido debidamente aprovechados, hoy lo vimos con el norteño Alberto Espinosa, mellizo de Enrique también matador de toros. Agradable ver la actitud de este hombre que se ha jugado la vida en su lote y si mal no estoy, hoy en su debut, ha caído de pie ante los pocos verdaderos aficionados que se mezclaron con casi siete mil asistentes en busca de pachanga, incluido el juez de plaza que descaradamente ha regalado un apéndice a Ignacio Garibay.
EN TARDE sin viento, decía que con poco más de media plaza ocupada por quienes pagaron una entrada, con un calor infernal, sin una nube que se apiadara de nosotros, se ha dado la última corrida de la feria San Marcos 2011 ya que la siguiente, lo hemos mencionado también en pasados escritos, es responsabilidad de la torera asociación que capitanea Antonio Urrutia Bolaños, 6 toros justos de presencia y de edad, muy débiles, de Carranco que se dejaron meter mano en ratos, cuando no rodaban por la arena. Vayamos en orden.
EL PRIMER espada fue el sevillano Antonio Barrera al que vimos muy cambiado, de forma positiva a su primera tarde, la del dos este mes, mas entregado, mostrando mas voluntad y con el sello de la casa, el valor, más sin embargo no a la altura que muchos quisieran verlo. Al toro que abría el festejo le ha cortado un apéndice Esforzada faena derechista a un toro débil que le ha cuidado correctamente, los muletazos siempre terminados a media altura y esto a pesar de que el puyazo recibido apenas si se le señaló al invalido carranqueño. Lo despachó de un estoconazo y el premio fue una oreja. En su segundo creo alargo demasiado su faena y en ratos se le vio querer pero sin poder, 3 pinchazos y un descabello bastaron y debió de retirarse en silencio.
LO DE Garibay es preocupante. Va a Madrid en los próximos días y…
¿Y?
HOY LE hemos visto sin plan, sin estructurar sus faenas, desangelado y lo que es peor, con bastantes dudas ante la cara de su primer enemigo, en su segundo, quinto de la tarde, los seudo aficionados que estaban presentes en busca de diversión prefirieron encontrarla haciendo de nueva cuenta la ola futbolera, quizás esto contagió al señor Manuel Ramírez de la Torre, juez de plaza, y le adelantó su navidad otorgándole el apéndice que solo a él se le hizo lo merecía. El reglamento, le recuerdo, dice que el primer apéndice será concedido siempre y cuando LA MAYORIA del publico la demande, y la solicitaban no más de un puñado de quienes creen los blancos trapos deben de exhibirse al termino de cualesquier trasteo. En lo personal no creo haber visto medio centenar de ellos, cosa muy distante a los 7/8 mil seres que estábamos en la plaza Monumental en esta onceava corrida, 50 pañuelos le quitaron el criterio serio a don Manuel. Uno más que así lo entendió fue el propio moreno torero y de inmediato después de recibirla la entrego a un miembro de su cuadrilla. Hasta él mismo sabia no la merecía pero con absurdo agrado arrancó a dar la vuelta a la circunferencia.
PERO DIFERENTE completamente Alberto Espinosa que ha llegado gritando a todo pulmón que en él hay un torero que puede quitar muchos moños. En su primero tuvo leve petición que no se le concede. En el que daba por terminado el festejo le hemos visto con un valor a toda prueba, el debilucho astado se le quedaba muy corto, Alberto se descuido, no se fue de la cara de su enemigo a tiempo y este se le echo a los lomos propinándole una dolorosa cornada que le ha dejado un testículo al descubierto.
EL NORTEÑO no se ha rajado, sin falsas poses o escenas teatrales ha seguido en su labor, sin tratar de vender su percance, pases con ambas manos, quizás ahogándolo un poco al tratar de ayudar, de no forzar al de Carranco, que como sus hermanos, fue débil de remos. Después de un pinchazo deja medio estoque que bastó para que la afición de Aguascalientes se le entregara en reconocimiento a su meritoria labor.
ME INDICAN en estos momentos el doctor Luís Miguel Chávez está interviniendo quirúrgicamente a Beto, la cornada no es de las que ponen en peligro la vida afortunadamente… Nos Vemos.

Deja un comentario