1 agosto, 2021

LOS AFICIONADOS LOCALES ATENTOS A LA SEGUNDA ACTUACION DE MARIO AGUILAR HOY EN LA MEXICO.

ARRASTRE LENTO… La opinión de los taurinos de Aguascalientes sostiene el argumento de que en Aguascalientes hay jóvenes prospectos con amplias posibilidades para llegar a convertirse en toreros “caros”.

ARRASTRE LENTO… La opinión de los taurinos de Aguascalientes sostiene el argumento de que en Aguascalientes hay jóvenes prospectos con amplias posibilidades para llegar a convertirse en toreros “caros”.
Uno de ellos es Mario Aguilar. Al respecto de él, y tomando en cuenta las cualidades que ha mostrado tanto en su ciclo de novillero, como en su corta etapa de matador, se especula que su nombre pudiera adquirir resonancia universal; en suma, dicen los rumores, parece estar dotado para llegar a ser auténtica figura.
De ahí el interés por verlo hoy –la televisión nos permitirá ser testigos- en la que será su segunda actuación como matador en la plaza México. Así las cosas, resulta lógico que las palabras de los aficionados locales sean motivadoras por la intensidad de aliento y estímulo que conllevan. Lo cierto es que un triunfo sonoro y significativo le permitiría al paisano aproximarse al centro de su propia estrella. Está claro que para que Aguilar pueda ver la luz espiritual del triunfo merecido, va tener que actuar con piadosa devoción y encendida actitud.
Mario sabe que para lograr el éxito grande la tarde de hoy necesitará hacer el toreo de calidad e inteligencia. El sabe que el toreo es un edificio que no se construye por chiripada ni por suerte: sabe que para construir el monumento al toreo se requiere de cimientos sólidos, perfectamente elaborados, decididamente calculados, artísticamente sentidos, psicológica y emocionalmente atendidos, moral y ética entendidos, y profesionalmente comprometidos.
El lector se preguntará de qué estamos hablando. Entiéndase que hablamos de técnica e inspiración; hablamos de afición y ganas; hablamos de actitud y devoción; hablamos de arrojo y valentía; hablamos de pasión y revolución; hablamos de entereza y sangre fría; hablamos de un corazón ardiente, hablamos del sentido del honor, hablamos del sentido de la dignidad.
Hablamos del espíritu. Y hablamos en todo caso de las facultades misteriosas que se necesitan para salir airosamente triunfante de un compromiso tan serio como el que tiene la tarde hoy Mario Aguilar en la plaza México. Finalmente hablamos de la buena suerte, fiel compañera de quienes se preparan para tenerla como aliada en los campos de batalla.
La opinión de los taurinos de Aguascalientes, inclusive la de los que no son oriundos de aquí, es que en Mario Aguilar, como en otros de sus compañeros contemporáneos locales, existe un torero “caro”. Para eliminar dudas bástenos con decir que lo que existe se resiste a dejar de ser, bástenos con decir que lo que existe persiste a través del tiempo. No puede existir lo que no es, y mucho menos resistir, tampoco persistir.
Así las cosas, quede claro que, por lo menos en el orden especulativo, opinó, en Mario Aguilar existen las facultades para que la tarde hoy salga triunfante de la plaza México. Y existe la posibilidad de que su nombre adquiera el principio de la resonancia universal en el toreo.

Deja un comentario