28 julio, 2021

FELIPE INFANTE, “EL TOBI”, EN PAZ ESTA… EXCELENTE PICADOR DE TOROS.

En Laredo, Texas, están velando el cuerpo de nuestro entrañable amigo Felipe Infante, el excelente picador de toros apodado como “El Tobi”, el de “La Pequeña Lulú”, como él mismo nos decía. La diabetes acabó ganándole la batalla que desde hace años le aquejaba.

Mañana miércoles será cremado y sus cenizas entregadas a sus familiares el próximo viernes para cumplir con su última voluntad, que sean esparcidas en el ruedo de la plaza “Lauro Longoria” de la vecina Laredo, Tamaulipas.

En Laredo, Texas, están velando el cuerpo de nuestro entrañable amigo Felipe Infante, el excelente picador de toros apodado como “El Tobi”, el de “La Pequeña Lulú”, como él mismo nos decía. La diabetes acabó ganándole la batalla que desde hace años le aquejaba.

Mañana miércoles será cremado y sus cenizas entregadas a sus familiares el próximo viernes para cumplir con su última voluntad, que sean esparcidas en el ruedo de la plaza “Lauro Longoria” de la vecina Laredo, Tamaulipas.

Desde San Luis Missouri viajó su compadre, Efrén Acosta Baray, para acompañar a la hoy viuda de quien en años pasados fuera un picador de toros a las órdenes de reconocidos espadas nacionales y extranjeros. Vía telefónica recordábamos con Efrén la época en que Felipe, en sociedad con Jesús, “El Güero”, Guerra, banderillero regiomontano, manejaban un restaurante en San Miguel de Allende, Guanajuato, especializado en hamburguesas y dado a que uno era obeso, el propio Felipe, y “El Güero” muy delgado, tuvieron la ocurrencia de bautizar el negocio como… “El Gordo y El Flaco”, parodiando a los actores cómicos del cine americano, Stan Laurel y Oliver Hardy.

Descanse en paz nuestro buen amigo “El Tobi”, y a las alturas pediremos por la resignación pronta de sus deudos.

Deja un comentario