19 septiembre, 2021

“LA SUERTE MÁS IMPORTANTE ES QUE NO LE COJA A UNO EL TORO”… TOROS CON OJOS VERDES.

“MIRE USTED, la superstición no existe. Es miedo, inseguridad en uno mismo. Hace mejor decir que se es supersticioso, en vez de declarar sinceramente que se tiene miedo”… Nicanor Villalta.

“MIRE USTED, la superstición no existe. Es miedo, inseguridad en uno mismo. Hace mejor decir que se es supersticioso, en vez de declarar sinceramente que se tiene miedo”… Nicanor Villalta.

EL GANADERO Fernando Villalón decía con humor negro cosas como ésta: “Mi ideal como ganadero de reses bravas, se cifra en obtener un tipo de toro de lidia que tenga los ojos verdes”. Excelente idea, aun fuera en broma. Quizás así ciertos políticos dejarían en el olvido su hitleriano racismo.

PACO CANO fotógrafo taurino lo contó. Al ir a vestir a Luis Miguel, su mozo de espadas reparó en que había olvidado la castañeta, el añadido. Miguel, el mozo de espadas de Luis Miguel, se dirigió a Guillermo, ayuda de “Manolete”, para pedirle si llevaba una castañeta de sobra. Guillermo se dirigió al torero cordobés para que le autorizase a dejarla y “Manolete” le dijo… “Préstasela, por lo menos que lleve algo de torero”.

UNA MÁS de Cano… “Arruza fue un torero muy poderoso y con unas grandes facultades físicas. Dejó de ganar muchísimo dinero porque llegó un momento en que no quiso torear con Luis Miguel. Todo porque estaba dolido por un comentario que hizo Luis Miguel refiriéndose a “Manolete”, de quien dijo que se murió sin saber lo que era el toreo”.

DON RAFAEL, “El Divino Calvo”, y su disparatada “cosecha”… “El que no ha nacido con el Arte no puedo tenerlo. Eso lo mandan desde arriba”… “No hay más que dos clases de toros: los que pueden y los que no pueden”… De sus famosas espantá decía lo siguiente… “Es una suerte como otra cualquiera que sirve para defenderse del toro. Decían que a mí me flojeaban las piernas. Es verdad que yo no fui nunca un atleta. Por eso cuando me daba cuenta de que no podía dominar al toro daba la espantá. Porque yo veía que si insistía, el puñetero me iba a coger. Avisaba. Y entonces sería del género idiota quedarse delante del animal, que noblemente me había mandado el mensaje. Así que salía por mis pies y… al callejón de cabeza. He sido siempre un hombre lógico”. El más grave percance lo sufrió en Algeciras el 14 de junio de 1914. Ya en plena convalecencia, Rafael comentó que esta vez la muerte le había rondado en serio: “Fue, desde luego, un milagro, pero la canina vino a verme y todo. Parecía que era la misma señora que vemos en la cofradía del Santo Entierro de Sevilla. Toda ella, huesos. Vino a eso de la media noche y se sentó, tan tranquila, al borde de la cama. Estaba sonriente, sin guadaña ni nada, para mejor despistar, pero al verme tan recuperado, se levantó y me dijo que dejaba la cosa para mejor ocasión”.

LO DIJO “Curro” Romero… “El toreo gitano es espatarrao, y al primero que yo se lo vi hacer en persona fue a Salomón Vargas. Y en la muleta igual, a mí me gusta echárselas por delante y no llevar la muleta puesta en la cadera, como se hace ahora. Para templarle al toro hay que traerlo toreado de ahí de delante, echándole la muleta allí. Ahí atrás con la muleta ya puesta en la cadera no se puede templar porque ya viene el toro con el viaje, es muy difícil. Además, la verdadera exposición de la muleta está en traértelo desde allí y traértelo toreado, y tu ya sentirte, y echarle el pecho adelante y estar entregado a todo. Con la muleta retrasada es un cuarto de pase lo que se le da al toro, no se le puede templar ni dominar. Con la muleta retrasada se vacía cuando se empieza a rematar, es comenzar el principio por el final, no dar el pase. El toreo es como acariciar. Torear es convertir algo violento en algo bello”.

MANUEL García “El Espartero”… Al entrar a matar al toro “Perdigón”, de Miura, le quito la vida… Fue abuelo de Juan de Dios Pareja Obregón y bisabuelo de Martín Pareja Obregón. Suya fue la famosa frase, que dio la vuelta al mundo, “Más cornás da el hambre”.

PARA LOS días sábado 25 y domingo 26 de julio de 1942, don Pedro Balañá elaboró dos magnos carteles en Barcelona. El primero con seis de doña Caridad Cobaleda, viuda de Galache para Pepe Bienvenida, Belmonte y “Manolete”. El 26, doce toros, seis de Buendía, Santa Coloma, y seis de Ignacio Sánchez, Trespalacios, para Manuel Jiménez “Chicuelo”, Nicanor Villalta, Pepe Bienvenida, Manuel Rodríguez, “Manolete”, Pepe Luis Vázquez y Antonio Bienvenida. Eso, repito fue en Barcelona, de haberse dado en México los toros de regalo hubieran dado al traste con el festejo.

SABIAS PALABRAS… Francisco Arjona, “Cuchares”, 1818-1868. Dijo: “De todas las suertes del toreo, la suerte más importante es que no le coja a uno el toro”… Nos Vemos.

Deja un comentario