VARIOS TEMAS… LOS APÉNDICES EN VECES MIENTEN… LAS OBSERVACIONES DE SERGIO MARTÍN DEL CAMPO.

SIEMPRE HE creído que para disfrutar una tarde de toros no es necesario que las orejas y los rabos aparezcan en las manos de los toreros. Para mí sobra y basta que los toros, o novillos, cumplan con los lineamientos requeridos por el reglamento taurino, edad, peso y galanura, y que sus lidiadores hagan la labor que la res les marque, lo del triunfo con apéndices puede ser circunstancial. Los apéndices, en veces, son otorgados por errores presidenciales, por presiones de los seguidores de los actuantes e inclusive vilmente robados por los propios “diestros”. Hoy 19 de junio de 2012 sigo pensando lo anterior. Por supuesto que mi apreciación es por la sencilla razón que prefiero ver lidiar que torear. Si se lidia correctamente bien se puede pensar que hay probabilidades de ver torear bonito.

CREO QUE Sergio Martín del Campo tiene razón. En días pasados viajamos varias horas por la zona llamada Altos de Jalisco, tiempo de convivencia y espacio suficiente para cambiar criterios, conocerlos y tratar de componerlos, misión casi imposible al hablar de toros pero sin embargo tenemos similitud de conceptos taurinos. Dos temas en concreto polemizamos, el ganado bravo en nuestra campiña y las alternativas. Vayamos por partes…

EXISTEN PERSONAS que dicen, comentaba Sergio, la ganadería nacional está en franca decadencia y con riesgo de desaparecer. Mentira rotunda. Muy de carrera visitamos tres dehesas del rumbo y agradable sorpresa nos llevamos al ver que ellas cuentan con un muy buen número de toros, y novillos, ya listos para salir a los ruedos. Claro que en donde los vedetismos de “las figuras” no estén programados. Y palabra que eran unos cromos, con caja, con astifinos pitones, enmorrillados, bajitos y sabiendo son de muy buena procedencia. Una lástima que nos prohíban ver lo que es la casta ya que ellos provienen de lugares donde existe bravura. Desde luego que tres ganaderías no son la panacea azteca, le recuerdo mencioné solo viajamos por una corta región de nuestro territorio central. Y con la esperanzadora ilusión que el cielo ya nos está prometiendo agua. ¡¡¡Dios nos oiga!!!

OTRO TEMA, cierto que intranscendente, que platicamos fue el de las alternativas, que Jesús Delgadillo López, “El Estudiante”, tomó cinco es solo cuestión de interpretación y un ejemplo de nuestra “evangelización” carretera. Analicémoslo.

CIERTO ES que Jesús esas tardes recibió el testimonio, pero… Pero si nos ponemos estrictos solo tomó dos, las demás fueron confirmaciones. La primera es en Aguascalientes, la confirma en la plaza México, cual debe de ser. Renuncia para poder actuar por tierras europeas, después de triunfar por cosos españoles en Barcelona Fermín Murillo y “Curro” Romero le regresan al estatus de matador, semanas posteriores confirma ese acto en Madrid y a su regreso a este su país debe de ratificar el suceso madrileño en la plaza más grande del mundo. Simples observaciones cuando la carretera es larga… y aburrida…. Nos Vemos.

Deja un comentario