31 julio, 2021

CUANDO LA VIDA ESTA ACOMPAÑADA DE VALORES Y AMOR VALE LA PENA VIVIRLA… CUQUITA Y MANUEL CORTINA PIZARRO.

• ¡¡¡Y VIMOS a “Escultor”!!!, la cabeza del toro de Zacatepec que estuvo a punto de arrancarle la cabeza a don Antonio Velázquez…
• DON MANUEL Cortina Rivas hizo el organigrama de “Los Dineros del Toro”…
• EL AMOR hace milagros…

• ¡¡¡Y VIMOS a “Escultor”!!!, la cabeza del toro de Zacatepec que estuvo a punto de arrancarle la cabeza a don Antonio Velázquez…
• DON MANUEL Cortina Rivas hizo el organigrama de “Los Dineros del Toro”…
• EL AMOR hace milagros…
LA CASA grande de los Cortina Pizarro-Reinoso es medianamente grande, hablo de la ganadería fundada por los antepasados de don Manuel Cortina Rivas, ex socio inicial de Corlomé, “Cor” de Cortina y “lome” de Lomelí, hoy en manos del medico veterinario Manuel, el de los enormes bigotes ya blanquecinos, casado con Cuquita Reinoso y padres de dos guapas señoras y dos trabajadores hombres que son, no faltaba más, el orgullo de este matrimonio verdaderamente ejemplar en el sentido que lo queramos ver, donde quien manda es la señora de la casa como simpáticamente la pareja nos dice en plan de broma. La realidad vista es que ambos se respetan y la armonía, con la educación y la decencia, es quien reina en esos terrenos que hoy visitamos y de donde venimos llegando en estos momentos.

PLANEADA VISITA “de entrada por salida” que se prolongó por varias agradabilísimas horas y que por ende tuvimos la oportunidad de recorrer poteros donde habitan los galanes que conservan esa casta y nobleza dadora de emociones que afortunadamente existe en varias dehesas mexicanas. En uno de ellos vimos 16 novillos listos para salir a mostrar su estirpe, más allá medio centenar que los tienen comiendo para ponerlos en el peso requerido y desde luego que aparte las hembras al lado de un imponente y precioso semental. Sin faltar lo tierno y sensible de la naturaleza como es ver intentar correr al lado de sus madres a los pequeños recién nacidos. Majestuoso nos miraba su impresionante y corpulento padre.

VERDADERA LASTIMA estas escenas quieran desconocer los llamados “antis”. Bueno fuera se informaran estos seres del celo, del amor, de la dedicación y desvelos que causa el tener compromisos morales con uno mismo para sacar adelante un negocio que en veces no lo es.

Y HABLANDO de este tema… Tuvimos la fortuna de tener entre nuestras manos el original de ese organigrama llamado “Los Dineros del Toro”, el mismo que tan claro dice lo grande que es la derrama económica alrededor del toro de lidia, idea plasmada por el señor padre de nuestro amable anfitrión, y posteriormente ampliada un poco por personas que aumentaron la idea de don Manuel Cortina Rivas, pero fue él quien puso el ejemplo para que los no duchos en la materia se enteraran del montón de empleos que provoca lo que gira en la periferia de la fiesta brava. Las altas y gruesas paredes lucen muchos recuerdos, reconocimientos, logros plasmados en fotografías, pinturas originales de grandes artistas, me impresionó ver una acuarela de don Carlos Ruano Llopis ya que este estilo no lo acostumbraba el pintor español. Apuntes de Pancho Flores, desde luego que originales, de Raúl Bassó y de muchos más.

EN UNA de las graficas vemos al malogrado novillero José Laurentino Rodríguez, “Joselillo”, brindando en la Monumental México el novillo “Sonajero” de Santín al señor padre del amigo que tenemos a nuestra diestra, esto fue el 6 de octubre de 1946, a escasos once meses que en ese mismo coso, y con un astado de la misma procedencia, “Ovaciones”, le infiriera grave y grande cornada que por medio de complicaciones le arrancara la vida casi un mes después del percance.

TAMBIÉN A mi diestra, pero en la parte alta, cuelga la cabeza de un astado de tristes recuerdos, es “Escultor”, el nacido en tierras tlaxcaltecas, Zacatepec, y que en el sorteo le correspondiera a don Antonio Velázquez Martínez, el valeroso torero leones que esa tarde sufrió una cornada perforándole la lengua, destrozando la cavidad palatina y fracturando el maxilar como la base del cráneo. Esto sucede el 20 de marzo de 1958 en el desaparecido Toreo de Cuatro Caminos cuando alternaba con don Humberto Moro y con José Ramón Tirado. Un milagro que salvara la vida de tan horripilante percance. Y hablando de milagros…

MI ESTIMADO Manuel, sin cornada alguna de por medio, acaba de salvar doblemente la vida. Primero le ha pegado un estoconazo hasta las cintas al cáncer, cuando acababa de conocer que el diagnostico le informaba de lo anterior un derrame cerebral apareció y, siendo sinceros, al conocer la mala noticia los amigos pensamos lo peor, sin recordar que la ciencia pone solo una parte del remedio y lo demás, lo mejor, lo que, permítaseme decirlo así, vuelve a la vida al más grave, es el amor de quienes lo rodean, la mejor medicina, la que lo tiene aquí a su lado, ella habla, hace de comer, le recuerda no deje los tratamientos indicados, que no abuse de ciertos alimentos, maneja por las casi invisibles veredas de los poteros para que su “renovado” esposo este al tanto de lo que con tanto amor ha creado, la ganadería que lleva sus apellidos, desde luego que tiene nombre y ese bálsamo es Cuquita, “la que ahí manda”. Salimos de ese bonito lugar con ánimos renovados después de ver tan grande muestra de mutuo amor y respeto. Ejemplar pareja, lo digo con harta admiración.

CUQUITA NO para de trabajar, un vándalo prendió fuego al viejo y valioso portón de la capilla y de inmediato no solo diseñó la nueva puerta, puso manos a la obra, instaló una pequeña carpintería, mandó tallar los adornos y nos acaba de mostrar que quien asista a orar a ese espacio notara una verdadera, extra, obra de arte de esta hacienda.

EL SOL ya se veía con ganas de abandonarnos y hubimos de despedirnos, no sin antes quedar formalmente de grabar un video de esta casona y que veamos sus históricos documentos, la cabeza de “Escultor”, las pinturas y las fotos, muy próximamente. Nos retiramos tratando de llegar a Aguascalientes con los rayos del astro rey y pensando que no solo fueron horas de amena convivencia, también, creo yo, les estamos ahorrando tiempo a quien quiera montar dos novilladas, Manuel Cortina Pizarro las tiene en estos momentos y vale la pena verlas, de la vista nace el amor y además sabemos que eso tiene esa cosita llamada bravura, la que da emoción y ella es dadora de triunfos de alto valor.

GRACIAS CUQUITA, gracias Manuel, ambos nos han dado un ejemplo de amor, de respeto y de querer vivir con dignidad… Nos Vemos.

Deja un comentario