PUEBLA TAURINA

Fiestón el sábado anterior el que ofrecieron esposa, hijos y su numerosa familia al pintor, dibujante y periodista José Luis Francisco Ayala Mejía con motivo de su cumpleaños número ochenta, sin que faltaran algunos amigos de la “familia taurina” para darle la enhorabuena por tan feliz suceso, a lo que nos adherimos gustosamente.

Mañana, al cumplirse el segundo aniversario de la desaparición física de otro buen amigo, el pintor y fotógrafo taurino don Paco Guevara, sus hijas ofrecerán una Celebración Eucarística en el templo parroquial “María Reyna de la Paz”. 5 B sur 5915, conocida como la del “elefantito”, por una escultura que se encuentra al frente de la fachada. La misa será a las siete de la tarde-noche.

Y ya que de “misas” tratamos, la de éste mes a la Virgen Macarena en la parroquia de San Sebastián Mártir, capilla de San Diego de Alcalá, será el sábado 18 a las siete de la noche y en ella se ofrecerá, además de los taurinos vivos, por lo que ” ya partieron plaza al más allá”, y que fueron un matador de toros, tres novilleros, dos banderilleros, dos banderilleros y toreros cómicos, un pintor y un fotógrafo, dos empresarios, un periodista, una dama de familia ganadera y tres aficionados, cuyos nombres fueron: Francisco Guevara, Joaquín Hernández, Luis Vélez González, Jaime Manrique, Carlos García Robles, Gilberto Abasolo, Felipe Palacios García, Vicente Contreras Falcó, Gontrán Morales, Roberto Lozano, Manuel Canarios, Gonzalo Espinosa, Carmelita Zamora, Gabriel Franzoni, Dionisio Marín “Jardinero”, y David Marañón.

Pero, un día antes, el viernes 17 a las veinte horas, en la clausura de la exposición de pintura taurina del maestro Ernesto Morales Bolaños, habrá nuevamente música y canto, así como disertaciones a cargo de varios taurinos sobre la figura de “Los Maletillas” y su presencia en la fiesta brava, eso será en el “Espacio 14”, 2 norte 1404, Dirección de Difusión Cultural de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla.

Había terminado de escribir lo anterior, cuando fui informado que hoy, a las seis de la mañana, falleció mi hermano José Silva, después de larga enfermedad que en varias ocasiones lo tuvo recluido en el Hospital del ISSSTEP.

José Silva Gutiérrez, fue novillero a mediados del pasado Siglo, iniciándose por 1942 y hasta la década de los cincuenta, recorriendo la legua y más tarde actuando en buen número de novilladas, siendo sus mejores tardes la del 20 de noviembre de 1949 en ” El Toreo de Puebla”, donde después de torear estupendamente al novillo “Muñeco” de Ajuluapan, salió a hombros junto con sus alternantes, el tapatío Luis Solano y el poblano Teodoro Torres y la otra, también con ganado de Ajuluapan en la plaza “La Lidia” del Distrito Federal donde cortó oreja.

Aunque nacido en la ciudad de Oaxaca siempre fue considerado como torero poblano. Años después de su etapa novilleril, reapareció como aficionado práctico toreando en varios festivales. De novillero toreó un festival en la capitalina plaza “México”, la que no pisó vestido de luces. Descanse en Paz el que fue un buen torero, un querido hermano. Le sobreviven su esposa Celia Espinosa, y ocho de los nueve hijos que tuvo la pareja.

Deja un comentario