20 octubre, 2021

INCREÍBLE, VIMOS UN TORO VERDADERAMENTE BRAVO Y NOBLE.

BIEN SABÍA Arturo Saldívar que el astado anunciada como de Caparica, vía Parlade, aunque me pareció verle el hierro de La Joya, lidiado en sexto lugar la tarde-noche del pasado sábado en la plaza San Marcos, acudiría al montado con especial alegría y codicia, con la bravura hoy a punto de desaparecer en muchísimas ganaderías de nuestro apaleado territorio nacional, tan lo fue así que debo de decir que…

BIEN SABÍA Arturo Saldívar que el astado anunciada como de Caparica, vía Parlade, aunque me pareció verle el hierro de La Joya, lidiado en sexto lugar la tarde-noche del pasado sábado en la plaza San Marcos, acudiría al montado con especial alegría y codicia, con la bravura hoy a punto de desaparecer en muchísimas ganaderías de nuestro apaleado territorio nacional, tan lo fue así que debo de decir que…

TENGO 60 años asistiendo a las plazas de toros y JAMÁS en mi vida había visto que astado alguno acudiera al montado de tercio a tercio con el hocico rozando la arena, con precioso trote y tranco, ya decía que con singular alegría, el mejor espectáculo visto en mi vida y palabra que para siempre lo tenderé grabado en mi mente, juntamente con los dos perfectos puyazos ejecutados por Juan Pablo González. Que bonita es la fiesta. ¡La fiesta BRAVA! El pasado sábado la vivimos en su esplendor quienes acudimos a presenciar el festival en homenaje a José Luis Ramírez “El Padrino”.

CUALQUIER ELOGIO o laurel para lo presenciado queda corto… Así de fácil. El astado no era de indulto, ¡Es de monumento!

HORAS DESPUES del festejo conocimos que en días anteriores el propio Arturo Saldívar había tentado a dos ejemplares hermanados con el descrito y a ellos sí se les había dejado con vida para regodeo de las hembras de alguna o varias dehesas, sobre todo el beneplácito es para nosotros los aficionados esperando ya con gusto ver lidiar a varios de esos venideros productos que con seguridad volverán a alegrarnos la pupila, sobretodo a revivir la emoción de la bravura tan hoy olvidada y escamoteada por muchos, bastantes, profesionales que visten de luces y de aquellos que cuentan con fincas que presumen ser ganaderas.

PALABRAS FALTAN para poder compartirles lo vivido hace pocos días. Este referido momento es el inesperado regalo navideño que creíamos imposible de recibir y presenciar, tanto así que ni nos acordábamos que la fiesta bien llevada es de grandeza, de majeza, de gallardía, de elegancia y de prestancia… Ya podré morirme con tranquilidad, viví minutos de… grandeza, de majeza, de gallardía, de elegancia y de prestancia. El mejor momento taurino que he visto y vivido en sesenta años.

NO OMITIREMOS que quienes participaron, Barba, Arturo Macías, Fermín Rivera, Mario Aguilar, Juan Pablo Sánchez y el mismo Arturo Saldívar, estuvieron extraordinariamente bien pero de quien se sigue hablando es de ese chorreado en verdugo de tan bonita lamina y lleno de cualidades.

JAMÁS SE olvidaran esos momentos que nos hicieron brincar de emoción, mismos que aplaudimos hasta dolernos las manos y que nos hicieron creer que las bondades de lo taurino serio pueden renacer… Nos Vemos.

Deja un comentario

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com