20 octubre, 2021

ROGELIO DE PASCUAL NOS CUENTA…

HABLA “EL ZOTOLUCO” CON MUCHA SINCERIDAD Y CLARIDAD.
Prohibir a los niños que entren a los toros es un error garrafal y un abuso de poder

Una muy interesante entrevista nos concedió la primera figura del toreo en México Eulalio López Díaz “El Zotoluco”, la tarde del pasado miércoles, atendiendo a la invitación que le hizo ESTO DEL BAJÍO a través de su Columna RECORTES Y REVOLRAS. Agradecemos profundamente al maestro “Zotoluco”, su sencillez, su sinceridad y el tiempo que nos brindó.

HABLA “EL ZOTOLUCO” CON MUCHA SINCERIDAD Y CLARIDAD.
Prohibir a los niños que entren a los toros es un error garrafal y un abuso de poder

Una muy interesante entrevista nos concedió la primera figura del toreo en México Eulalio López Díaz “El Zotoluco”, la tarde del pasado miércoles, atendiendo a la invitación que le hizo ESTO DEL BAJÍO a través de su Columna RECORTES Y REVOLRAS. Agradecemos profundamente al maestro “Zotoluco”, su sencillez, su sinceridad y el tiempo que nos brindó.

Dada la situación por la que atraviesa la Fiesta Brava en la ciudad de León, donde se prohíbe a los padres de familia llevar a sus hijos menores de edad a las corridas de toros, la pregunta era obligada y expresó su opinión al respecto.

“Es un error garrafal y una total falta de respeto a los menores y a sus padres que tienen el propio derecho de educarlos como lo consideren conveniente, ninguna autoridad puede ni debe atentar contra ese inalienable derecho que solo a los padres de familia les corresponde”.

“Considero que esa absurda decisión, más que una ley es una imposición autoritaria por parte de un grupo de personas que está abusando y mal usando su poder político, atentando contra las costumbres y los gustos de los habitantes de toda la comunidad”.

“Desgraciadamente hay muchos políticos que en su afán protagónico por tratar de sobresalir en algo y obtener votos ya sea a su favor o en beneficio de su partido, usan a la Fiesta Brava como si fuese bandera de ideologías o un simple camino para alcanzar sus metas a las que denominan “triunfo electoral”, eso es aberrante y vergonzoso”.

“Además, hay que considerar que quienes están contra la Fiesta Brava ni siquiera conocen el campo bravo, no saben cómo viven y se desarrollan esos hermosos animales, ignoran como se les alimenta, se les cuida y se les atiende; desconocen por completo su entorno, la flora y la fauna del campo bravo tiene una riqueza y una variedad impresionante, gracias a las dehesas de los toros de lidia se conserva un equilibrio ecológico inimaginable, pero nada de eso pueden ver ni entender quienes nada saben de toros”.

“Toda esa gente que se opone a las corridas de toros, debe tener en cuenta que la Fiesta Brava es un inagotable manantial de fuentes de trabajo, también fomenta el turismo y deja millonarios ingresos a las arcas de la nación, pero nada de eso pueden detectar ni palpar quienes desconocen por completo lo que es la Fiesta Brava y su entorno”.

“Por otra parte, muchos políticos que aseguran estar en contra de los festejos taurinos para proteger la vida de los toros de casta, practican la cacería o tienen criaderos de gallos de pelea, se les ve en los palenques apostando y los hay también que disfrutan de las peleas de perros. Definitivamente no hay congruencia entre lo que dicen y lo que hacen.

LA SENSIBILIDAD Y LA NOBLEZA DE UN HOMBRE AGRADECIDO
Eulalio López “El Zotoluco”, es uno de esos hombres tocados por la “varita de la fortuna” que vive y disfruta la gloria y la fama que ha adquirido en los ruedos con sencillez, sin vanidad y sin hipocresías.

También es un hombre sumamente sensible, bondadoso y profundamente agradecido, está agradecido con Dios, con La Fiesta Brava que le ha dado todo, con el público y con la vida misma. Al lado de su esposa doña Leticia Martínez ha logrado cristalizar un anhelo más en su vida.

Muchos sueños y anhelos se han cristalizado en mi vida, nos dijo el maestro Eulalio durante la entrevista y agregó: “Es tiempo de compartir de alguna manera con la gente más necesitada algo de lo mucho que he recibido, es por eso que entre mi esposa y yo decidimos crear lo que es hoy la Fundación Zotoluco, A.C. que considero representa un logro más en mi vida y en la vida de mi esposa que siempre me ha apoyado, aportando con su esfuerzo, su trabajo y su tiempo todo lo necesario para llevar a cabo nuestros proyectos”.

¿En qué consiste la Fundación Zotoluco, A.C.?

“Hay muchas personas que carecen de todo y lo que es peor, tienen muy quebrantada su salud y perdida totalmente la esperanza de recuperarse, eso es muy triste; no hay nadie que las apoye o al menos las ayude para que puedan abrirse paso por la vida; considero que ahora que tengo las posibilidades, debo compartir con las personas más necesitadas parte de lo mucho que me ha dado la Fiesta Brava”.

“Naturalmente que no estoy solo en esto, gracias a Dios cuento con el apoyo de personas que me ayudan y entre todos procuramos aliviar en parte el dolor de nuestros hermanos en desgracia”.

“En la fundación atendemos a niños y adolescentes de uno a quince años de edad que son ciegos de nacimiento o de baja visión. Mediante talleres lúdico-pedagógicos les ayudamos a desarrollar sus capacidades y sus habilidades, se les enseña a leer y escribir en el sistema Braille, también se les da clases de música y pintura, se les prepara para que sean capaces de desenvolverse con naturalidad siendo autosuficientes y sabiendo que están plenamente capacitados para integrarse a la sociedad y laborar exitosamente”.

Cabe mencionar que la Fundación Zotoluco A.C. no es lucrativa, no se lo cobra nada a nadie, todos los servicios que se brindan son gratuitos y no solamente se ayuda a los pequeños, muchas veces sus papás ni siquiera tienen dinero para darle de comer a sus hijos, mucho menos para pagar el pasaje del camión que los lleva a la fundación, eso en verdad es muy triste y nos causa mucho dolor saberlo.

“El personal que labora en la fundación está muy pendiente de todos esos problemas y entra en acción rápidamente para apoyar con todo lo necesario a esas familias, no podemos permitir que por falta de recursos los pequeños pierdan sus estudios y su preparación para el futuro”.

Es tan grande la Fiesta, que si no fuera por ella, yo no podría estar en condiciones de ayudar a esos niños y a sus familiares, repito, gracias a Dios no estoy solo en esto, hay mucha gente que me apoya, amigos que organizan torneos de golf, festivales y funciones de diversa índole a beneficio de la fundación; pese a todo eso, siempre hacen falta muchas cosas” comentó diestro de Azcapotzalco.

Sabemos que los gastos que implica esta noble causa son muy grandes y aunque cuenta con el apoyo económico de algunas personas siempre hace falta más, invitamos a todos nuestros lectores a unirse a la mencionada fundación, aportando lo que puedan, ya sean donativos en efectivo, ropa, alimentos, víveres, medicamentos, cobijas, instrumentos musicales, pintura, útiles escolares etc. porque todo hace falta, nada se desperdicia y son muchas las necesidades para atender a los 30 niños que ya forman parte de la familia del matador de toros Eulalio López “El Zotoluco” y de su esposa doña Leticia Martínez.

El ejemplo del matrimonio López – Martínez a través de esta noble y bella labor que realiza la Fundación Zotoluco, A.C. cuyo lema es “Un capotazo de valor por ti” nos motiva a todos a colaborar con esos pequeñitos que hoy nos necesitan, echemos pues la pata pa’lante y demos todos juntos ese capotazo de valor y de amor por ellos colaborando dentro de nuestras posibilidades con la Fundación Zotoluco, cuyo teléfono es 555-370-84-19, también se puede conocer la fundación a través de internet, conectándose a www.fundacionzotoluco.org.mx

RECUERDOS QUE TIENEN VIDA “EL ZOTOLUCO” AYER, HOY Y SIEMPRE
En 2011 durante una entrevista que le hicimos, nos dijo “El Zotoluco” que hay un deseo que no se le ha cumplido y le encantaría verlo realizado. Anhela que por la puerta de los sustos le salga un toro que le permita bordar la faena de sus sueños, desde el primer lance hasta la culminación de la lidia, ya sea con una estocada o con el emotivo indulto, ¿pero después de todo lo que nos ha dado este torero, que faena podría ser esa?

Conociendo la honradez, la dignidad y el profesionalismo del “Zotoluco” que es todo pundonor y entrega, la respuesta es tan sencilla que no necesita expresarla con palabras, porque un torero como él, tan completo, tan poderoso y tan lleno de vergüenza la expresa y la transmite con el alma, con el sentimiento y con la claridad de la transparencia, yo como taurino la he captado y la interpreto de la siguiente manera.

Se trata de una faena completa en todos los aspectos, muy variada, con un temple de cámara lenta, con una quietud de poste, sintiendo la pala de la cornamenta acariciar el bordado de su terno y llevar el diamante de los pitones a dos centímetros de la muleta, sin tocarla para nada en su largo recorrido, ya sea en muletazos por abajo, por alto, en redondo y todo ello en el centro del redondel.

Se trata de una faena que le permita sentir y transmitir todo el potencial de su toreo, de su valor y de su arte. Pese a que mucha gente insiste en que Eulalio es un torero que carece de finura, nadie puede negar que cuando un torero logra templar las embestidas de un toro que acomete con bravura y energía, el arte brota por sí mismo como un rayo luminoso que se esparce por todo el redondel, se trepa a los tendidos y se desborda fuera de la plaza para quedar grabado eternamente en un recuerdo imperecedero y si algo tiene el “Zotoluco” en su muleta además de poderío es temple.

Maestro “Zotoluco”, usted también me ha hecho soñar con ese anhelado toro, espero tener la fortuna de verlo torear una tarde realizando la faena que tanto anhela como torero, para que yo como aficionado pueda disfrutarla y ser testigo al ver su sueño realizado.

Yo no sé si aspirar a realizar una faena de tales dimensiones sea para el torero exigirse demasiado o soñar más a allá de la realidad, pero de lo que sí estoy seguro, es de que Eulalio persistirá en ello, porque nos consta que en todas y cada de sus actuaciones, en todos los ruedos del mundo se ha entregado al máximo, sin trucos ni ventajas y naturalmente que no todas las tardes brotan los triunfos que con tanto afán se buscan, simple y sencillamente porque así son las corridas de toros y no hay dos toros que embistan igual, cada uno tiene su lidia y sus dificultades.

UNA INOLVIDABLE TARDE CON “BOMBON”
El 26 de noviembre de 1989 es una de las muchas fechas que se han grabado en la memoria del “Zotoluco” porque aquella tarde con el toro “Bombón” de Rancho Seco, confirmó la alternativa de matador de toros junto con Felipe González que también confirmó la suya, teniendo ambos como padrino a Manolo Mejía y como escenario la Monumental Plaza México.

Ahora Felipe González junto con Cristian Sánchez forma parte de la cuadrilla del maestro Eulalio López y son ellos los dos mejores banderilleros que hay en la actualidad; Nacho Meléndez y Moisés López, son los picadores y si con esos elementos se lleva “El Zotoluco” la mejor cuadrilla que hay en el momento ¿qué le deja a los demás matadores? El ejemplo del buen trato, del respeto a los compañeros de profesión, y de la honradez profesional.

DOS TOROS DE PAVOR
Recuerda Eulalio López que los dos toros más difíciles que le ha tocado torear fueron casualmente de la misma ganadería, la de Miura; el primero de ellos en Sevilla, al dar el segundo lance con el capote, el toro rebrincando le mandó un seco derrote y le puso la punta del pitón en el cuello.

Al otro miureño lo lidió en Bilbao y desde que salió demostró saber cómo usar la cornamenta para quitarse todo lo que se le pusiera enfrente, a ese toro el diestro de Atzcapotzalco le dio una cátedra del poder de su muleta y lo mandó al destazadero mutilado de una oreja.

¿QUE HACER PARA METER AL PÚBLICO A LAS PLAZAS?

Lo que tenemos que hacer los toreros es entregarnos siempre, tarde a tarde, demostrar que tenemos mucha ética y profesionalismo, pero no todo depende de los toreros, hay otros factores que influyen, yo no puedo hablar como empresario porque no lo soy, tampoco como ganadero, solamente como torero y como aficionado.

El público se da cuenta cuando alguien en verdad se está jugando la vida, lo sabe reconocer y aplaude. Eso es lo que hace falta, entregarse siempre, hacer vibrar de emoción al público, respetarlo y satisfacerlo, porque cuando la gente se da cuenta que hay emoción en el ruedo, acude con gusto y entusiasmo a la plaza.

Deja un comentario

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com