LA FANTASIOSA Y VANIDOSA SALIDA A HOMBROS DE GAMERO… -“AL FIN QUE NI REGLAMENTO EXISTE”.-

QUE PENA lo sucedido en la corrida del domingo pasado en Jesús María, Aguascalientes, de nueva cuenta le valió madres al juez de plaza, arquitecto Ignacio Rivera Río, el reglamento taurino ya que argumentando en ese municipio no lo hay, permitió se alterara el orden de la lidia y dejar que el rejoneador Emiliano Gamero actuara en el segundo y quinto lugar. Además autorizó al caballista regalar un astado cuando ya el último de la función era lidiado con la muleta.

SE ALEGABA que el de aupa iba de segundo espada ya que importante personaje de la política local lo había así solicitado para llegar a tiempo. Se pasaron pues por el arco del triunfo a los aficionados y el inexistente reglamento… Pero la moral cubre más que cien mil leyes. Y aún hay más…

QUIZÁS POR bajar los toros directamente del cajón del transporte al ruedo, los corrales no dan garantías para desembarcar antes, Usía no sabía que el de obsequio era un novillote indigno de una corrida de toros y lo permitió. Ah, y saca el pañuelo más rápido que si tuviera catarro, lo que quita seriedad y respeto a los trofeos otorgados, sin suficiente criterio para aguantar las presiones de sanos nuevos aficionados que lo que quieren ver “es más mucho”. Quieren cantidad al desconocer la calidad, calidad que el señor juez de plaza debe de validar, llevar templadamente el temperamento de aquellos que “quieren más mucho” y desde luego que esto debe de servirles para irse adentrando en los mil vericuetos existentes en una corrida.

CIERTO QUE Jesús María es un “coso” de tercera categoría pero ahí es un lugar donde también cobran las entradas, un lugar repleto de aficionados de Aguascalientes, un lugar que perfectamente tiene que aprovecharse como aula para ir formando el criterio serio de aquellas personas que después asistan a plazas de primera y por lo del párrafo anterior siguen pensando que las orejas se otorgan por sus gritos y sombrerazos.

TAMBIÉN ES muy cierto que su servidor no asistió al mencionado lienzo, si decido escribir del festejo es porqué desde del termino de la corrida hubo comentarios al respecto y ayer lunes se hablaba que la salida a hombros del caballista era espuria y falseada, así nos lo decía cuanto conocido había asistido y nos topábamos con ellos. Escribió Alejandro Hernández en El Heraldo de Aguascalientes… “Regaló un sobrero, chico, sin trapío ni seriedad, ante el cual hizo todo tipo de monerías. Petición de los feriantes ya pasados de copas. Le otorgan una oreja sin peso alguno, y por si fuera poco, cayó una segunda, con buena dosis de sorna”.

EN EL Sol del Centro dijo Armando Bolio… “Todo con mucha voluntad. No acertó al matar y el juez de plaza Ignacio Rivera Río, primero, le otorgó una benévola oreja y, luego, presionado por un público fiestero, acabó el festejo en pachanga concediéndole dos apéndices”.

EN LOS de la lidia ordinaria Gamero no se vio mal, pasa por buen momento profesional pero desgraciadamente cambia lo bueno por lo malo. Y de nuevo los sobresalientes, para el caballista y para los de a pie, brillaron por su ausencia. -“Al fin que ni reglamento existe”.-

MIENTRAS SE sigan haciendo estas cosas la Fiesta será cual uno de sus sinónimos… Una pachanga…

LOS DE a pie… Bien Mario Aguilar y mejor Víctor Mora como ya se informó en los medios de comunicación a nivel nacional “a pesar de ser un coso de tercera y sin reglamento”… Nos Vemos.

Deja un comentario