5 agosto, 2021

SEVILLA: 2ª DE ABONO – DOS ESTOCADAS, DOS OREJAS

La corrida de Fuente Ymbro se despeñó por el camino de la mansedumbre y la falta de fuerzas. El batacazo no fue total porque las dos orejas cortadas por El Cid y Adame maquillan el festejo. Es decir, los diestros salvaron el encierro. Y lo hicieron con dos estocadas en dos faenas correctas pero que por sí mismas no tenían méritos para el triunfo.

Joselito Adame le cortó la oreja al tercero gracias a una soberbia estocada de la que el de Fuente Ymbro salió muerto sin puntilla. Fue un sobrero que se lidió por otro inválido y que, sin clase, al menos fue noble.

La corrida de Fuente Ymbro se despeñó por el camino de la mansedumbre y la falta de fuerzas. El batacazo no fue total porque las dos orejas cortadas por El Cid y Adame maquillan el festejo. Es decir, los diestros salvaron el encierro. Y lo hicieron con dos estocadas en dos faenas correctas pero que por sí mismas no tenían méritos para el triunfo.

Joselito Adame le cortó la oreja al tercero gracias a una soberbia estocada de la que el de Fuente Ymbro salió muerto sin puntilla. Fue un sobrero que se lidió por otro inválido y que, sin clase, al menos fue noble. El mexicano, que torea con una muleta gigantesca, lo entendió bien en tandas cortas a media altura sin posibilidades de ligazón. Faena correcta, de torero listo, que remató de un estoconazo. Se perfiló con la punta del estoque hacia arriba, hizo el arco, bajó la mano izquierda y la enterró en el hoyo. Una estocada, una oreja, como suele ocurrir en las plazas de categoría.

Manso en los primeros tercios fue el sexto. Adame se lució en lances a pies juntos con garbo. Fernando Sánchez colocó un soberbio par de banderillas y saludó en solitario, aunque es tercero en la cuadrilla. Adame comenzó muy torero por bajo, fue inteligente para plantear la faena en el tercio aprovechando las querencias por ambos pitones. El toro era muy poca cosa. Lo sacó al centro tarde y el animal volvió a su sitio natural, las tablas.

Diego Urdiales pasó de puntillas por la plaza. Alguna verónica de buen corte al primero, un toro gazapón mal lidiado, con el que no se encontró nunca a gusto. El cuarto, flojo y buscando las tablas, le permitió dejar algún natural de clase en una labor discreta.

El Cid tropezó con un manso en primer lugar que apretó mucho a tablas. Afanoso, el de Salteras le buscó las vueltas sin poder alcanzar ningún brillo. El quinto fue muy flojo aunque noble. Manuel Jesús se centró con la izquierda en una labor de menos a más. De nuevo surgieron los naturales largos y templados que han adornado su trayectoria, sobre todo uno sensacional por la profundidad del muletazo. Faena corta con el toro rajado en tablas a las primeras de cambio y un espada con ansias de triunfo. Lo mató a la primera y paseó la oreja.

Plaza de toros de la Real Maestranza. 2ª de abono. Media plaza. Seis toros de Fuente Ymbro, el 3º lidiado como sobrero, de buena presentación, mansos y flojos en general. 1º, gazapón y flojo; 2º, blando y manso: 3º bis, noble sin fuerzas; 4º, flojo y sin clase; 5º, noble y flojo; 6º, manso sin fuerzas.

Saludaron Lipi, Jarocho y Fernando Sánchez, que colocó dos grandes pares en tercero y sexto.

Diego Urdiales, de tabaco y oro, dos pinchazos y estocada atravesada (silencio tras aviso). En el cuarto, pinchazo y estocada atravesada (silencio). El Cid, de azul añil y azabache, estocada trasera atravesada (silencio). En el quinto, estocada (una oreja).

Joselito Adame, de grana y oro, gran estocada (una oreja). En el sexto, pinchazo, estocada corta atravesada y tres descabellos (silencio).

Deja un comentario