16 septiembre, 2021

Gregorio Álvarez Márquez

CENTENARIO DE LA COGIDA Y MUERTE DE LIMEÑO CHICO EN SANTA OLALLA (HUELVA).

El 25 de agosto de 1914, martes, se celebró con un gran lleno una corrida en la plaza de toros de Santa Olalla del Cala, en la que se lidiaron 4 toros del ganadero local Fernando Álvarez Delgado (abuelo paterno de quien esto escribe), actuando como único espada el joven matador sevillano-peruano de 19 años José Gárate Limeño, que había tomado la alternativa en Valencia un año antes; el apodo de Limeño le venía por su padre, Enrique Gárate Echenique, que era natural de Lima (Perú), quien a los 14 años se embarcó como polizón, estableciéndose en Sevilla, siendo después un afamado banderillero que toreó a las órdenes de grandes figuras como Rafael El Gallo, Antonio Montes o Cocherito de Bilbao.